WHAT'S NEW?
Loading...

La B Nacional ya tiene un Patrón



Por Celeste Rezett Cordoba
@celeste_rc
CORRESPONSAL PARANÁ

El sábado 16 de junio es un día especial para el hincha de Patronato, debido a que tan sólo 4 años atrás, con un gol de la Pulga, Cristian Díaz, conseguían el ascenso al torneo Argentino A.

Desde muy temprano, ya a las 9 de la mañana de la jornada sabatina, se comenzaban a ver las primeras camisetas rojinegras invadiendo la zona del túnel subfluvial Raúl Uranga – Carlos Sylvestre Begnis, que une a las capitales, Paraná con Santa Fe. A las 15 se jugaba un partido importantísimo, Patronato recibía a River en cancha de Colón de Santa Fe. Y los hinchas querían dar el presente.

Cerca de las 10.30 se comenzó a ver movimiento alrededor del Brigadier López y una fila interminable de vehículos que esperaban pasar por el túnel, para llegar a la vecina ciudad. Ya pasadas las 12.30, el estadio estaba casi colmado y las tribunas pintadas de rojo y negro con banderas y gorros del lado local. Del lado de enfrente, llenas las gradas, hinchas de River que viajaron de diferentes lugares del país, dijeron si a la cita en Colón.

Se hicieron las 15, los equipos saltaron al verde césped y un millón de papelitos y globos, volaron en el cielo santafesino. Arrancó el partido, apenas 4 minutos habían pasado cuando lo tuvo David Trezeguet, pero el arquero del negro, quien fue figura del encuentro, Sebastián Bértoli, le cayó el grito de gol con sus manos.
Tan sólo 7 minutos habían pasado desde el pitazo inicial, cuando Leo “Wachi” Acosta pone el 1 a 0, luego de un tiro libre muy bien ejecutado por Gabriel Bustos. Y así pasó el primer tiempo, Patronato de a ratos era más, y River dejaba escapar el ascenso.

La gente de Paraná no paraba de alentar, los millonarios estaban desconcertados. Se fueron a vestuarios y en Santa Fe, ya se vivía una fiesta rojinegra. El segundo tiempo fue peleado, pero River no parecía despertarse, el millo tuvo las chances de empatarlo, y hasta llevarse el triunfo, pero no supo aprovecharlas. Patronato, sin nada que perder se hizo fuerte en todos sus puestos y pudo mantener el resultado parcial.

Cuando iban 41´ de la segunda etapa, el árbitro del partido, Pablo Lunati, cobra penal a favor de River y le muestra la roja a Ignacio Bogino. Si algo le faltaba a Bértoli, en su actuación descollante durante todo el cotejo, era atajar un penal… Y lo hizo, el Chori Domínguez lo ejecutó y el arquero santo lo tapó.

Delirio rojinegro cuando el juez del encuentro lo da por finalizado. Los hinchas de Patrón nunca van a olvidar ese día, risas, llantos, abrazos, emoción y alegría se veían en las tribunas del local. Una caravana rojinegra acompañó al plantel en su vuelta a la capital entrerriana. Patronato cumple su última cita el próximo fin de semana, en San Martín frente a un necesitado Chacarita.

0 comentarios :

Publicar un comentario