WHAT'S NEW?
Loading...

SORPRESA CELESTE

Pablo Vegetti, goleador del "Villero" (foto: www.diagonales.com)


"La pelota es redonda, el partido dura noventa minutos, y todo lo demás es solo teoría." 
- Sepp Herberger [1].
POR TOMÁS FONSECA
(@tomfonseca)

Desde las adyacencias de la ciudad de La Plata, viene pisando fuerte y haciendo ruido en la dura y emocionante Primera B Metropolitana, el Club Atlético Villa San Carlos.

Al inicio de la temporada, difícilmente alguien hubiese contemplado al conjunto “Villero” como uno de los posibles animadores del torneo que se aproximaba, pero su actualidad, a fuerza de resultados y rendimientos, obligó a cambiar por completo esta consideración.

Se consagró campeón de la Primera C en la 2009/2010, el año pasado quedó en las puertas de ingresar al Reducido (no logró clasificar por un punto) y en el cuarto certamen de su historia en la tercera categoría del fútbol argentino, el “Celeste” esta sorprendiendo a propios y extraños con su posición expectante en la tabla de posiciones.

Bajo la conducción técnica de Ricardo Rezza y producto de haber cosechado 41 puntos a lo largo de 25 jornadas, se ubica como único escolta del líder Atlanta, a tres unidades.

Es preciso remitirnos a ciertas estadísticas para intentar entender las razones de esta importante campaña.

La institución de Berisso posee la valla menos vencida del campeonato, ya que sólo permitió que su arco sea vulnerado en 15 oportunidades. Es el cuadro que menos partidos perdió, únicamente cuatro y cuenta entre sus filas con Pablo Vegetti. El delantero que llegó silbando bajito proveniente de Colón de San Justo de la Liga Santafesina de Fútbol de la mano de Miguel Restelli, ayudante de campo de Rezza, es el segundo máximo artillero de la divisional con 13 goles, nada más que por detrás de Damián Akerman, que manda con 19 dianas.

Siempre se considero al “Villero” como un rival de sumo cuidado y un hueso duro de roer, pero estas nociones se han profundizado gracias a la mayor solidez defensiva que encontró, a su orden táctico y el poder de gol de su delantero referente de área. Se ha erigido como un oponente de una peligrosidad absoluta.

La temporada de la Primera B Metropolitana lentamente va encaminándose rumbo a su recta final. La tendencia respecto de que equipos dirimirán el título como así también de quienes ocuparán los puestos de ingreso al Reducido por el segundo ascenso, está cada vez esta más marcada. En este privilegiado grupo esta inserto y por sobre todo, asentado, Villa San Carlos. La incógnita y a la vez la gran ilusión (de sus hinchas), reside en ver si logrará llegar hasta el final del recorrido con la oportunidad de disputarle mano a mano el campeonato a los grandes de la categoría.

¿Podrá dar el golpe, pegar un rutilante batacazo y llevarse toda la gloria? 

El presente muestra que la posibilidad esta más latente que nunca, y que si bien la empresa es complicada, la palabra imposible no tiene espacio para hacer su irrupción en la  escena. El sueño estará intacto hasta que las frías matemáticas digan lo contrario.

[1] Ex jugador y entrenador del fútbol alemán. Fue el director técnico del equipo ganador de la Copa Mundial de Fútbol de 1954.

0 comentarios :

Publicar un comentario