WHAT'S NEW?
Loading...

SIGUE MOSTRANDO CATEGORIA



Sportivo Barracas empató como local sin goles frente a San Miguel. En una tarde de altísima temperatura en Ciudad Evita el Arrabalero hiló su segundo empate consecutivo en el torneo de Primera C. Fue superior y las chances más claras las tuvo en la primera parte. El arquero visitante fue figura.
Habrá que repensar y modificar el horario de las 17 horas para lo que resta de verano. La práctica de cualquier deporte (y más a nivel profesional y/o de alta competencia) no es recomendable para que se desarrolle bajo temperaturas elevadas, en pos de cuidar la salud de los deportistas. Al menos, una hora más tarde ya cambiaría la ecuación.
Más allá del calor, que claro está afecta a todos por igual, el equipo conducido por la dupla Damián Infante y Claudio Vidal fue el dominador de las acciones. De entrada nomás, impuso condiciones. Apretó en la salida, adelantó todas sus líneas y una vez recuperado el balón dio rienda suelta a un ataque directo para sorprender a un San Miguel que le costó hacer pie.
En esos primeros minutos el ataque se sostuvo por el sector izquierdo. Tanto Kevin Juan como Gonzalo Valdéz se turnaron para desbordar gracias a la efectiva presión y anticipo de Nicolás López. El capitán otra vez fue uno de los puntos más altos y mostró su habitual despliegue hasta el final cuando la mayoría iba agotando las energías.
El visitante de a poco logró salir del asedio, y disputar el balón unos metros más adelante. Intentó generar volumen pero nunca alcanzó el nivel suficiente para llegar con claridad al área. Una vez que el árbitro Suárez decidió parar y reanudar el juego  para refrescarse, el Arrabalero daría lo mejor de la tarde. El mejor jugador de la cancha, Diego Dorregaray, se inspiró para gambetear, quitar, y asistir. Primero Patricio Bernabé no pudo conectar bien y su remate fue arriba hacia las manos del arquero Acosta.  Luego la más clara, una pelota que fue al segundo y palo, remate de Valdéz y otra vez una increíble respuesta del arquero. Y tras un córner, Ezequiel Cohen llegó al primer palo para anticipar, pero su derechazo se fue de pique por arriba del travesaño.
En la segunda parte se esperaba que la justicia se diera una vuelta por el República de Italia y acomodara los tantos de los merecimientos producidos durante los primeros 45 minutos. Cuando transcurrían apenas segundos, otra vez Acosta evitó la caída de su valla tras un disparo certero y abajo pegado al palo del Flaco Dorregaray. Así empezó a gestarse un empate que a la postre sería definitivo.
Obviamente se realizaron todos los cambios para ir regenerando aire y energía en ambos conjuntos. Los conducidos por Patricio Hernández, armados y pensados para dar pelea bien arriba, se conformaron con la igualdad. Para Sportivo Barracas es una nueva señal de que está a la altura de la categoría. A pesar de no haber ganado ni convertido aún, tiene la arco invicto y ha demostrado ser más que sus rivales. Por juego y convicción. Los mejores resultados están por venir. 

Prensa Sportivo Baracas

0 comentarios :

Publicar un comentario